Empresa: SEBB
Persona entrevistada: María José Cano y Adelina Lorenzo
Cargo: Presidenta y Secretaría General
Email: adelinalorenzosegovia@gmail.com /mariajosecanoaleman@gmail.com

Describa brevemente la historia de la SEBB (Mª José)

La Sociedad Española de Beneficencia, existe desde 1946, pero la fundación como asociación es de 30 de octubre de 1927. Su objetivo era ayudar a los emigrantes, españoles, que en aquella época no tenían cobertura ni social, ni médica. Las ayudas eran fundamentalmente los pagos médicos y hospitalarios, y repatriaciones.
Durante muchos años, y siempre con una presencia importante de la Embajada de España, cuyo Embajador formaba parte del consejo de la asociación, se continuó con las ayudas económicas a necesidades concretas y puntuales.
Con la reforma de los Estatutos de 2005, el Embajador pasa a ser un presidente honorífico sin plaza en el Consejo, las subvenciones se terminaron mucho antes.
Con el paso del tiempo, la emigración cambia de perfil, y así debe hacerlo la SEBB para seguir siendo útil a su idea de ayudar a los españoles en sus problemas. Lo que cambia es la definición de “problemas”. El nuevo equipo, entendemos que problemas son todos los que podemos encontrar reflejados en nuestra Constitución, como derechos que todos los españoles debemos tener protegidos, estemos donde estemos viviendo.
Los retos son grandes, seguimos, claro con temas de repatriación y cubrir gastos sanitarios, pero siempre en aquello que no esté cubierto por el sistema belga social y sanitario. Han aparecido otros problemas, la violencia de género, agravada con el confinamiento COVID, así como el empobrecimiento de las familias y que dificultan el acceso de los hijos a una educación con los medios adecuados. La brecha informática para nuestros mayores hace que pierdan libertad y autonomía, con la pérdida de muchos derechos y oportunidades a los que no saben cómo acceder.
En fin, son muchos y variados los retos a loa que la SEBB debe enfrentarse hoy y para ello debe fijar nuevas estrategias de actuación.

¿Cuáles han sido los hitos más destacables en estos casi 100 años de historia de la entidad? (Mª José)

Lo que más destaca, es la diferencia en el perfil del emigrante español, a lo largo de estos años, para ello se requieren estrategias diferentes para afrontar las ayudas.
Al principio la emigración era de naturaleza económica, poca preparación educativa y del mundo rural en su mayoría. La Sociedad, a través de Benefactores logró capitalizarse para poder ayudar a estas personas. El estado español concedía unas ayudas anuales, que fueron básicas para la supervivencia.
Una emigración política se añadió años más tarde a consecuencia de la guerra en España, su nivel cultural era más alto. Se integraron mejor y requirieron menos intervención de la SEBB.
La pérdida de subvenciones requirió la búsqueda de nuevas fuentes de financiación, se hacían eventos sociales que recaudaban fondos para la sociedad.
Pero los tiempos cambian, y el último reto al que ha tenido que enfrentarse la SEBB, es el de modernizarse para poder seguir siendo una sociedad en Bélgica y obtener el respaldo del Ministerio de Asuntos Exteriores para tener una sede, y que ésta, esté situada en la propia Cancillería.
Además, seguimos con el reto de conseguir más personas interesadas en pertenecer a la SEBB y medios para obtener fondos. En este momento hemos vuelto a preparar proyectos destinados tanto a dar a conocernos y atraer miembros, como proyectos y eventos que puedan aportar fondos para nuestros objetivos de ayudas.
La Constitución marca nuestros pasos sobre cuál es nuestro deber y los derechos que tenemos que proteger.

¿Cuáles han sido los últimos proyectos de la SEBB? (Mª José)

Pues desgraciadamente, abundan los temas de violencia de género, así que hemos podido financiar dos proyectos de ayuda psicológica destinados, a atender a estas mujeres y familias, y otro, de apoyo a la salud mental de personas de la tercera edad, emigrantes de primera generación, que, por no hablar en francés, no podían acceder a este tipo de ayudas.
Tanto la violencia de género, como los problemas de abandono y aislamiento de la tercera edad, se han visto multiplicados por tres en cantidad y gravedad en este período de confinamiento.
Hemos establecido una red muy fluida con el Consulado español en Bruselas, gracias a lo cual nos comunicamos los casos en los que podemos intervenir nosotros, y a su vez nosotros comunicarles casos que nos llegan por otras vías. En este sentido, hemos tenido repatriaciones, y problemas de acceso a cuentas en España por falta de documentación adecuada.
Hemos firmado un Convenio con el Ministerio de Educación, para conceder un ordenador portátil y poder superar la brecha educativa causada por la falta de medios económicos de las familias de alumnos asistentes al proyecto educativo ALCE que proporciona estudios de español y cultura española a los niños españoles residentes en Bélgica. La convocatoria sigue unas pautas de requisitos económicos, de nacionalidad y de aprovechamiento de los cursos, el comité lo forman tres miembros de la SEBB y tres de Educación, presidido el comité por mí, como presidenta de la SEBB. Tenemos en cuenta, claro, las valoraciones de los profesores sobre el aprovechamiento de los cursos de los alumnos aspirantes al ordenador.
Hemos podido disponer de una becaria, proporcionada por el plan de movilidad de jóvenes, de las Cámaras de Comercio. Disponemos ya de una página web donde acudir e informarse sobre nosotros.

¿Cuáles son los próximos proyectos de la SEBB? (Mª José)

Pues tenemos tres vías de actuación que seguir,
Por un lado, profundizar, en nuestra política de crear una red de ayuda, conociendo más instituciones y asociaciones con las que colaborar y obtener información. Colaborar con instituciones españoles, por ejemplo, con la segunda convocatoria que vamos a publicar dentro de un mes, en la que el Mº de Educación y SEBB trabajan, proyecto que ya mencioné anteriormente. Con el consulado español, tenemos así mismo, una relación muy fluida de entendimiento y ayuda mutua. Con los Samusocial, y cpas (asuntos sociales comunales) de muchas comunas y queremos seguir ampliando, y finalmente, pero no menos importante, queremos seguir estableciendo relaciones de colaboración con asociaciones dedicadas a violencia y tercera edad.
En segundo lugar, dar a conocer a nuestra asociación, el año pasado dispusimos de una becaria del plan de movilidad para los jóvenes, de la Cámara de Comercio y que nos hizo la página web, queremos transmitir, por medio de nuestra página y por todos los que estén a nuestro alcance, lo que somos actualmente, lo que queremos hacer, esperando convencer a muchas personas que al hacerse miembros apoyen este bonito proyecto de ayuda. Gracias, por cierto, a la Cámara de Comercio en Bélgica por esta entrevista.
En tercer lugar, debemos conseguir financiación para seguir financiando nuestras ayudas, en este sentido, este año, vamos a colaborar, a través de una rifa benéfica, en el próximo Campeonato de Golf de Españoles en Europa, que después del parón sanitario, vuelve a celebrarse el 25 de junio en el Château de la Bawette, esperamos que tenga éxito y podamos obtener de la rifa un buen resultado.

¿Cómo ha cambiado la SEBB en los últimos años? ¿Cuáles son los objetivos de la entidad a largo plazo? (Adelina Lorenzo)

Funcionamos en equipo y con total transparencia, ya que como Secretaria General de la SEBB, propuse un » Protocolo especial para solicitud de Ayudas».
El cambio ha tenido que ser grande, desde el punto de vista organizativo, ya que había que adaptar las antiguas estructuras de funcionamiento, a la nueva legislación vigente, en materia asociativa y fiscal.
En primer lugar, hemos tenido que dotarnos de un reglamento de orden interno, que fije claramente la elección, desarrollo y forma de financiar las ayudas. Exigencias documentales, pruebas de pago y justificaciones de estos pagos, que cumplidamente se entregan al «Tribunal de Cuentas Belga», así como, la declaración de impuestos de personas morales y pago de tasas asociativas.
En definitiva, el «Procedimiento-Organizativo» consiste en verificar, por mi parte, como Secretaria General, que el expediente de solicitud de ayuda, sea correcto y está completo, antes de pasarlo a estudio al «Consejo de Administración», dónde inicialmente, se valoran las alternativas posibles para resolver el problema, a través de los » medios sociales belgas «, dirigiendo la » Solicitud de Ayuda «hacia ellos y en caso de que no exista…o sea parcial dicha solución, entonces la SEBB, cubriría la cantidad económica de ayuda solicitada.
No obstante, siempre la decisión final, se toma en equipo, desde el » Consejo de Administración «.
Finalmente, hemos ampliado las ayudas a temas actuales: Educación, Violencia de Género, Psicológicas, Gestiones Administrativas, además de las ayudas clásicas de Repatriaciones y Salud.
Los objetivos a largo plazo: Ampliar los contactos y colaboraciones con instituciones y asociaciones, dándonos a conocer lo más y mejor posible…para ampliar el número de nuestros miembros, crear proyectos que ayuden a financiarnos y tener una implantación en redes sociales que nos permita acceder a los jóvenes, a los que nos gustaría incorporar.